265 montañeros on-line

(11,361 montañeros registrados)
"La primera web con los 215 tresmiles descritos por sus usuarios"
Suscribirse al canal contenidos Ascensión a el Puig de Rojà (2724 m) por BEP -- 26/09/2015
Vía: (Marialles-Plans de Cady-Portella de Valmanya-Brecha Durier-Xemeneia-Canigó-cumbres sobre el cordal de Plans de Cady) --
(2840 visitas)

BEP
  • Hora de salida: 8
  • Hora de llegada: 17
  • Meteorología: Sol
  • Dificultad: Bastante facil
  • Días: 1
  • Tipo: Ascensión
  • Gps: Sin fichero GPS
  • Sin panorámicas
Cargando...
Loading


Puig de Rojà  (2724 metros)
Mapa Canigó
Mapa Canigó
PUIG DE ROJÀ (2724m.) CIRCULAR AL BUCLE DE CUMBRES DEL MACIZO DE CANIGÓ DESDE MARIAILLES (1718m.) 26/09/2015
-
En los pirineos más orientales un macizo se erige orgullosamente sobre las llanuras del Rosellón-Languedoc, emerge poderosamente desde la Mediterránea a igual que un gran faro costero se tratará, es divisado a muchos kilómetros tierra adentro, nada ni nadie parece hacerle sombra, hablamos del macizo de Canigó o Canigou.
“Pasan los años, amor, con el tiempo nadie sabrá lo que tú y yo sabemos” (Vladimir Nabokov) sin llegar a tan profundo sentimiento, si es verdad que, la Pica del Canigó y mi deambular pirenaico teníamos un similar sentimiento. Los años van pasando, la llama se torna más fuerte, más deseado, esa llama se aviva tanto que, es menester ir pronto a su encuentro, sin divagar, sin miedo a no correspondernos. Canigó es mucho más que una gran cumbre, son poemas, sentimientos, emociones, literatura, cultura, montañismo, simbología viva de una marcada identidad de un pueblo cargado de historia, el catalán.
-
Su cumbre principal, Pica de Canigó (2784m.) es ascendida al cabo del año igual o más que las cumbres de más renombre de la cordillera pirenaica. No en vano es la cumbre principal del macizo, pero en este esplendido entorno, al sureste, nos brinda una posibilidad, la de realizar el gran “bucle”. Nuestra imaginación montañera nos transportara a cabalgar una larga alineación de una serie de cumbres, las cuales también ostentan una considerable altitud. También son excelentes atalayas del ilustre “Pic” más sobre el valle del río Tec (Vallespir) destacando cumbres como, Roc Negre, Tretzevents o Puig de Rojà. La actividad también nos llevara a contemplar los escondidos y diminutos “Gorgs” pequeños estanys bajo la agreste cota de Roc Negre, o el perpetuo nevero bajo la vertical pared NW de Pic du Barbet. Un gran “bucle” para honrar la cumbre más emblemática, Pica de Canigó. La actividad es larga y dura, cabalgaremos el cordal sobre Plans de Cadí, circos, brechas y cumbres que lo conforman, ante un terreno que al paso de las horas es bastante incomodo (roca-bloques) y con un cierto compromiso a caballo del Rosellón, Conflent y el Vallespir.
-
Nota; hablando de compromiso, vale la pena remarcar que especialmente radica (PD) sobre todo en el tramo de cresterío que comprende entre Puig Sec a Roc Negre. Como siempre es mejor ascender que descender, y viendo que poca literatura fiable he podido consultar decidimos -Toni y yo- realizarla al contrario de lo que me habría gustado -prefiero ir de menor a mayor- así que la que tendría que ser última cota (Canigó) ascendida pasa a ser la primera, sin darle más importancia. Hoy podemos decir visto lo visto que el compromiso existe ciertamente, pero unas marcas de pintura roja desde las dos cumbres comentadas, ayudan y mucho a elegir el mejor itinerario en este agreste tramo, poniéndonoslo mucho más fácil, así que si la deseamos iniciar al contrario solo deberemos prestar mucha atención a no perder dichas marcas e hitos y seguro que disfrutaremos de las cumbres y de la grandísima actividad.
-
Desnivel: 1700 m. más 26 km.
Dificultad: las que impone el entorno (PD) entre Puig Sec y Roc Negre.
Horario: 9-10 h.
-
ITINERARIO: Desde Castell una pista forestal con el firme bastante irregular nos deposita en la zona de estacionamiento cercano del refugio de Marialles (1718m.) tras haber conducido más de tres horas. Son las (8,14 h.) cuando iniciamos la actividad, no es otra que remontar la Vall de Cadí, la senda GR-10-36 nos conduce en dirección sur entre el espléndido arbolado (hayas, abetos, etc.) en corto descenso. Al poco cruzamos la torrentera de la Llipodera (Lipodère cota 1685m.) punto más bajo de la actividad más la amplia senda pedregosa nos va remontando, más traspasamos otra torrentera o barranco, la dels Set Homes. Atrás dejamos el Coll Verd (1860m.) más avanzamos un poco más hasta la Font d’en Martí y tras descender un poco cruzamos la riera de Cadí o Cady (1995m.). La senda se eleva hasta la próxima intersección, momento de abandonar el GR-10-36 y girando a la derecha (señalizado) proseguimos hacia la cabaña-refugio d’Aragó (2125m. 1,15 h.). Delante intuimos la amplia llanura de Plans de Cadí, divisamos el collado de la Portella de Valmanya, Puig Sec y el agreste cordal hacia Puig del Roc Negre, Pica de Canigó aún no se nos muestra. Avanzamos, a la izquierda nos queda el agreste cordal de Gasamir o Quazemí -otra posibilidad de alcanzar (PD) la cumbre principal o ampliar la circular- al poco transitamos la llanura de Plans de Cadí (2200m.) y ahora si se nos muestra la rocosa cumbre de Canigó más el estratégico paso, el corredor de la Xemeneia. Una intersección de sendas, la que asciende -mejor- a la Portella de Valmanya y la que penetra -menos definida- a la Coma del Pi sobre la rocosa ladera norte, más directa a la Brecha Durier, pero a la postre más dura y pesada a causa de los bloques. Nosotros progresamos por la segunda opción, y es duro de verdad, en todo caso puede valer más para descender que no ascender. Tras resoplar de verdad alcanzamos la famosa Brecha Durier (2696m. 2,06 h.) de la cual he leído que fue “fabricada” en 1896 a petición del Sr. Charles Durier, y así la burguesía que tomaba las “aguas termales” por la zona poder ascender a la cumbre más directamente. El Sr. Durier -presidente del CAF- se hizo con los servicios de un ingeniero de minas (Edmond Boixó) de Vernet y con tres cargas de dinamita “abrió” la brecha, ¡que anécdotas!! Esta larga cordillera llamada pirineo da para esto y mucho más.
-
PICA DEL CANIGÓ (2784m.): Hoy una cuerda fija cuelga sobre el bloque empotrado de la Brecha Durier y así poder facilitar el ascender o descender por esta brecha, la cual nos muestra el siempre perenne nevero -Circ de Balaig- bajo la vertical pared norte de Pic du Barbet, ¡espectacular!! Proseguimos, espectacular también se nos muestra el “paso” de la Xemeneia a la cumbre, la cual divisamos con algún montañero en su cumbre, con ayuda de las manos avanzamos cómodamente, si no se encuentran montañeros por encima nuestro, pues no hay problema de caída de piedras, si fuese así quizás el casco no estaría de más. El guardián perpetuo de la Xemeneia, ¡un espléndido monolito a modo de gendarme no puedes pasar delante de él sin admirarlo y sacarlo en portada (fotos) es fantástico!! Más arriba otra “ventana” con una cruz de forja, si nos asomamos nos muestra la gran llanura del Rosselló y el Mediterráneo, ¡espectacular!! La gran cruz de la cumbre asoma, más con un poco más de trepar alcanzamos la emblemática cumbre, Pica del Canigó (2784m. 2,28 h.). ¡Qué emoción!! Qué maravilla de lugar, hemos soñado mucho tiempo con este momento, mucho es lo recorrido, pero nunca es tarde, todo tiene su día, su momento, nos encontramos sobre la cumbre de esta montaña tan emblemática, estamos donde deseáramos. Atalaya majestuosa, miedo me da describir nada, por temor a dejarme cumbres, valles, costa, pueblos o la misma infinidad en el horizonte. Solo cuatro montañeros se encuentran en su cumbre, un matrimonio francés y un catalán de Conflent y su hijo, el cual nos realiza un par de instantáneas tras nuestra petición en la cruz y la gran “senyera” que ondea al viento, son para el álbum de nuestros recuerdos. Nos sentamos unos minutos mientras comemos alguna cosa y miramos hacia el siguiente objetivo, Pic du Barbet, también la mirada divisa el largo y lejano cordal con sus cumbres que pretendemos recorrer. Decidimos reseguir la senda a la Portella de Valmanya y sin alcanzarla cuando lo veamos factible remontarnos a Pic du Barbet. Nos despedimos de los cuatro montañeros, ahora que han llegado arriba dos más y así no dificultarles su ascensión (caída de piedras) en la Xemeneia.
-
PIC DU BARBET (2733m.): Proseguimos, atrás dejamos la Xemeneia y un numeroso grupo de montañeros que la inicia, poco a poco aparecen montañeros de todas direcciones, atrás dejamos la Brecha Durier más la pedregosa senda nos trasporta a las cercanías del collado, pero bastante antes de alcanzarlo la dejamos (2640m.). Una fuerte pendiente de fino cascajo nos eleva sobre el cordal de la amplia pala que a la postre nos conducirá por terreno misto -hierba cascajo- hacia la segunda cumbre, Pic du Barbet (3,21 h.). El abismo al norte es espectacular más la mirada enfoca al cercano y majestuoso Pica del Canigó, una vez más contemplamos su grandeza, también el Circo de Balaig hasta el Mediterráneo. Al mirar al sur, ¿un hito en un montículo de la alargada cumbre de Barbet parece ser más alta? nos acercaremos por si acaso. Tras unos minutos nos encontramos en el hito de esta elevación la cual no sé qué decir, para mi es más baja, pero la verdad cuesta a simple vista saberlo. Unas fotos y descendemos a la Portella o collado de Valmanya.
-
PUIG SEC (2665m.): Una vez en la Portella de Valmanya (2595m.) nudo de sendas y diferentes itinerarios, la esbelta cumbre queda cercana, unos bloques protegen su cumbre. Una traza de senda nos transporta hasta la base de la cumbre, superamos un contrafuerte rocoso y cima de Puig Sec (3,49 h.). Nos encontramos sobre el bello paraje de Plans de Cadí. Divisando lo recorrido hace unas horas, incluso el paraje donde se encuentra el aparcamiento y refugio de Mariailles. Proseguimos.
-
PUIG DEL ROC NEGRE (2714m.): Esta cumbre ya desde aquí nos muestra su fiereza, no se le intuye a simple vista ningún lugar fácil de ascensión, la traza de senda nos desciende hacia unas cotas intermedias (2 agujas) las cuales cuesta visionar con el fondo oscuro y rocoso, preceden a la depresión. Cercanos de la primera aguja ya divisamos unas marcas de pintura de color rojo, en un principio pensamos que quizás lleven hacia els Gorgs (Estanys) por algún paso estratégico. Remontamos la rocosa pendiente para alcanzar la primera aguja, la continuación de la aguja, unos bloques extraplomados (10-12m.) y descendiendo ufff!! Esto se pone feo, mientras voy mirando la posibilidad de iniciar el comprometido destrepe, ¡Toni me advierte… mira las marcas rojas!! ¿Donde? aquí abajo veo dos, parece que van sorteando la aguja, sin dudar más retrocedemos y vamos al encuentro de la “senda”. Ninguna guía de las que he consultado (Manel Figuera) habla de esta posibilidad, sino más bien de tramos de III+ y roca de poco fiar, seguramente sea así, pero siempre que recorramos íntegramente el cresterío.
-
Seguimos las marcas y algunos hitos, estos nos conducen por tramos aéreos sobre la vertiente de los Gorgs (N) entre pasos inverosímiles, sorteando las agujas y bloques, las manos las usaremos, pero nada que ver como ascender o descender las agujas. De esta manera alcanzamos la depresión o brecha (Carnisseria 2509m.) sobre un vertical corredor hacia los diminutos Gourgs de Cady más el inmenso pedregal que los envuelve, delante la majestuosa y negra pared de Roc Negre. Si no fuese por las marcas e hitos costaría lo suyo “adivinar” el mejor itinerario, estos nos lo ponen mucho más fácil si los reseguimos. Con todo no deja de ser un itinerario (PD) espectacular por el cual hay que andar atento a los absurdos, así superamos metros a la pared, unas veces a la izq. otras a la derecha, máxima graduación (IIº). Alcanzamos un hombro -estamos sobre la pared que acabamos de superar- un tramo de cascajo nos acerca a la pared de la cumbre por un símil de collado, sobre el negro abismo de la pared NW.
-
Las marcas nos conducen a flanquear a la izq. por un estrecho paso el cual impone por el gran aéreo a nuestros pies, ¡ufff!! Si no fuese por las marcas no sé yo si fuese pasado, esta maniobra nos deja cercanos del cresterío que precede a la cumbre. Una vez arriba ya divisamos una nueva vertiente -Vallespir- la cual al ser más húmeda ya se están formando las nubes bajas, abra que darse prisa. Como no podía ser de otra manera la cresta está plagada de grandes bloques por la cual vamos avanzando, a veces a toda cresta, otras sorteando bloques a izquierda o derecha. La piramidal y pétrea cumbre con su hito ya se divisa, bien protegida como no de bloques, a la cual llegamos con un cierto y fresco viento, Puig del Roc Negre (5,00 h.). Desde Puig Sec una larga hora (1,11 h.) hemos necesitado para alcanzar esta cumbre, verdaderamente es un terreno muy incómodo. Esta cumbre (su posición central) es un magnifico mirador de todo el macizo de Canigó, el cordal prosigue hacia Pic de Gallinassa, pero más “cercano” tenemos la siguiente cota, Tres Vents o Puig de Tretzevents, pero aún nos queda tela que cortar para alcanzar su cima. Proseguimos.
-
PUIG DELS TRES VENTS O TRETZEVENTS (2731m.): Retrocedemos hasta lo conocido, posteriormente alternaremos pasos de roca (bloques y lajas) más la gleba, lo que afrontamos es entretenido hasta la misma Portella de Leca (2594m.) pasó estratégico entre el valle de riu Ferrer y plans de Cadí, abajo y cercanos los Gorgs de Cadí (2443m.). Proseguimos, ahora elevándonos por un terreno escalonado y rocoso, donde la huella de paso y los hitos nos llevaran a alcanzar no sin esfuerzo, la secundaria cumbre de Puig Occidental dels Tretzevents (2727m.). Cercana nos queda la cumbre principal la cual por un fácil terreno en siete minutos alcanzamos, Puig dels Tres Vents o Tretzevents (2731m. 5,55 h.). Cumbre también muy panorámica, no en vano es la tercera cota en altura del sector, hoy las nubes bajas lo cubren todo hacia el Vallespir, de momento no pasa del cordal que transitamos, pero tampoco vamos a demorarnos, así que, al no poder visualizar el litoral de la Costa Brava, continuamos.
-
PUIG DELS GORGS (2660m.): Retrocedemos hasta la cota Occidental, una ladera pedregosa en larga diagonal bordea el cordal, si no se quiere ascender esta cota se prosigue la travesía, si no, es progresar por el cordal donde cercanos de la cumbre usaremos las manos en un par de pasos y sin más la cumbre Puig o Pic dels Gorgs. Buena atalaya sobre los estanys, Plans de Cadí, Roc Negre, Puig de Rojà y como no del siempre a vista Pica de Canigó.
-
PUIG DE ROJÀ (2724m.): Una amplia collada, La Portelleta (2611m.) es la que precede a la rocosa arista de Rojà, la cual parece más abrupta de lo que en realidad es. Alcanzar la depresión es continuar por terreno amplio pero plagado de roca mediana de mal transitar, una vez en la Portelleta, debajo (S) un gran “hoyo” a modo de grandioso pozo de hielo por el cual el agua desaparece bajo la capa freática, si no sería un buen estany. Desde lejos parecía que alcanzar la cumbre sería un poco más laborioso, pero nada más lejos de la realidad, las manos las usaremos en puntuales ocasiones, la pendiente es acusada y rocosa, pero sin más alcanzamos la cumbre Puig de Rojà (6,30 h.). Canigó ya queda lejano, pero su silueta altiva es bien visible aún.
-
PUIG DE BASSIBES O BACIVERS (2637m.): Atrás dejamos un largo cordal recorrido con tintes agrestes según tramos, ahora una amplia loma, más bien pedregosa –como casi todo- nos transporta sin dificultad alguna hacia las dos últimas cumbres. Abajo divisamos el Circo de Bassibes y la senda recorrida hace horas internándonos a Prats de Cadí. El terreno es amplio pero la numerosa piedra suelta hace que la progresión se ralentice. Tras dejar atrás una amplia depresión remontamos los metros que nos separan de la redonda cota, Puig de Bacivers o Bassibes (6,43 h.).
-
PIC DELS SETHOMES (2651m.) Y DESCENSO: La definitiva cumbre es cercana, la amplitud del cordal hace que casi no aprecies la depresión (2621m.) existente entre las dos cotas, así alcanzamos sin más el gran hito que preside la cumbre de Pic dels Set Homes o Sept Hommes (6,56 h.). Una Pareja de franceses están cercanos, son las dos únicas personas que vemos desde que dejáramos la cumbre de Canigó. Les saludamos, Coll de Bocacers (2280m.) se ve cercano, pero queda aún mucho que andar.
-
Todo es un inmenso pedregal, más o menos como casi toda la actividad, pero aquí contábamos que fuese más amable, pero no, hay que ganarse el collado aún que sea en descenso. Un verdadero martirio después de tanto transitado, divisamos la pista y una revuelta por la cual hay que pasar aún que alcancemos el collado de Bocacers. A simple vista parece asequible ir directos a la pista sin pasar por el collado citado -divisamos varios pasos del ganado- pero lo que no “veíamos” es el cerrado barranco de la Lipodère que si o si hay que cruzar para llegar a la pista. Tras transitar un duro terreno de ginestas y arbolado de ribera, donde la maleza aún no crece –incendio o crema controlada- divisamos el profundo y cerrado barranco, nos vamos acercando a la curva la cual entre la espesura divisamos. No fue fácil bajar al barranco, una vez lo conseguimos, ascender a la curva de la pista fue mucho mejor, así, con más pena que gloria llegamos a la curva de la pista y cabaña de pastores, similar a las de la Taiga siberiana. ¡Ufff!! no me gustan mucho las pistas de tierra, pero hoy mis piernas y articulaciones lo agradecen a lo grande. Descendemos contentos por la actividad realizada, vemos tres personas en la cabaña de la Lipodère y transitar algunas más arriba y abajo de la pista, esto va finalizando, las grandes montañas siempre son grandes, más con actividades similares, divisamos el Roc dels Isards y l’Agulla de Marialles, esto significa que vamos finalizando la ardua actividad en circular, un Gran Bucle. Una vez más hemos sido seducidos de la magia pirenaica, las cumbres y nosotros mismos hemos unido nuestra ferviente llama eternamente, ese voraz deseo se ha cumplido, diferente si, pero el sabor de las cumbres siempre es el mismo… percibir ese viento virgen que hace estremecer nuestro cuerpo. Salut ---Bep
-
Parking de Marialles es repleto de movimiento, de personas y animales –entiéndase perros, vacas, etc.– son las 17 h. Total 8,45 horas de actividad. Ahora aún nos quedan otras tantas de retorno a casa, pero estas ya son más reflexivas, más de analizar mentalmente la espléndida actividad realizada.

Más información de Puig de Rojà  
Preguntar en el Foro   Enviar a un amigo