654 montañeros on-line

(11,400 montañeros registrados)
"La primera web con los 215 tresmiles descritos por sus usuarios"



¿Olvidaste la contraseña?


¿Todavía no eres usuario?
Darme de alta

Vías Ferratas Ferrata del Barranc de la Foig por mandril -- 04/10/2008
Jornada: (Única) --
(6343 visitas)
  • Zonas: Himalaya, Andorra,
  • Duración sin descansos: 00:30
  • Meteorología: Sol
  • Dificultad: Facil
  • Días: 1
  • Num. Personas: 2
  • Tipo: Vías Ferratas
  • Desnivel de subida: 165 metros
  • Desnivel de bajada: 165 metros
  • Distancia: 580 metros
  • Agua: En el pueblo
  • Grado de la vía ferrata: Fácil
  • Grado de exposición: M0
  • Tipo de roca: Caliza
  • Tiempo de aproximación: 00:10
  • Equipamiento de la vía: Material en estado aceptable aunque algo viejo. Algunos escalones se doblan con nuetro paso
  • Observaciones: Ferrata facilita con zonas poco aéreas, perfecta para iniciarse y apta para gente con vértigo. Corta aproximación
  • Gps: Sin fichero GPS


Ferrata del Barranc de la Foig  
Zona por donde transcurre la ferrata
Zona por donde transcurre la ferrata
Situación: Tivissa, comarca del Priorat, Tarragona
Población más cercana: Tivissa
Dejamos el coche en: Al final de la calle Foig de Tivissa, a 315 msnm
Punto más alto: 520 m
Tiempos:
- aproximación: 10?
- ferrata: 30?
- regreso: 25?
Desnivel: 165 m
Longitud aproximada: 580 m
Dificultad: Fácil (combinación de elementos metálicos y agarres de roca)
Exposición: Nada aéreo
Estado del equipamiento: Viejo pero correcto
Desplomes: NO
Puentes: NO
Rápeles: NO
Tirolina: NO
Escapes: NO
Orientación: Norte


CARTOGRAFÍA: Muntanyes de Vandellòs (Editorial Piolet, escala 1/20.000)


MATERIAL: arnés, casco y disipador


ACCESO EN COCHE: Desde Tarragona cogemos la N-340 o la A-7, la que queramos, en dirección Valencia. Pasado Miami Platja y a la altura de l?Hospitalet cogemos la C-44 hacia Móra. Esta carretera, a pesar de tener alguna zona de curvas, está en muy buen estado ya que es la vía de evacuación tanto de la nuclear de Ascó como de la de Vandellós en caso de susto, Dios no lo quiera!

Nos adentramos en las montañas de Vandellós y pasamos por Masriudoms, Masboquera y Vandellós. Pasado el km 19, una desviación a mano izquierda nos indica que hemos llegado a Tivissa (unos 50 km desde Tarragona). Entramos y enseguida pasamos por una corta avenida con una hilera central de árboles. Justo cuando acaba, giramos a la izquierda, pasamos al lado de un camping y dejamos el coche al final de la calle. Hemos aparcado en el carrer Foig. No es por casualidad ya que esta calle sigue el recorrido natural del barranco pero sin casi desnivel.


APROXIMACIÓN: Es muy corta. Una vez hemos aparcado cogemos el camino que se adentra en paralelo al mismo barranco en dirección a la montaña que tenemos encima nuestro. Casi todo el rato transcurre con un desnivel inapreciable. Llegamos a un cartelito verde que nos indica que a la derecha llegamos a la ferrata. Le hacemos caso pues. Poco antes de llegar al inicio de la vía la vegetación empieza a crecer notablemente. Caminamos unos metros y ya estamos. Desde el coche, entre 5 y 10 minutos, no más.


LA VÍA: Ésta transcurre en su totalidad por el barranco del mismo nombre. Cuando caen grandes tormentas, el barranco recoge mucha agua de las zonas más altas de la montaña con lo que en ocasiones hay avenidas importantes. A pesar de esta circunstancia, el equipamiento de la vía no lo ha sufrido en exceso. Es importante tener en cuenta que ES PELIGROSO REALIZAR ESTA FERRATA EN CASO DE RIESGO DE LLUVIA aunque su recorrido sea relativamente corto. De todas maneras, la mayor parte del año permanece seco por lo que tendremos muy mala suerte si no acertamos con el día y lo encontramos con agua.

La vía tiene casi 600 metros de longitud, pero 320 se hacen caminando por la parte más profunda del barranco, casi todo el rato entre vegetación. Hay ratos en que es un poco pesado estar apartando ramas y ramitas pero nunca llega a ser un incordio. Quizá es aconsejable hacer la vía con pantalón largo para pincharnos y rozarnos lo justo las piernas con las plantas.

Recorreremos cuatro tramos bastante verticales equipados con escalones, cadenas y cable de vida, aunque en más de una ocasión deberemos ayudarnos de manos y pies gracias a los buenos agarres que hay en la roca.

El primer tramo es quizá el más difícil de la vía ya que es una pared bastante vertical y tiene los escalones justos, muchos de las cuales se doblan con nuestro paso ya que el diámetro de las barras que han usado no es del todo grueso. Aún así, no tendremos ningún problema para avanzar. Superada la pared nos metemos un poco a la izquierda para coger primero un corto cable y luego una cadena de la cual se puede prescindir para trepar por la roca. Todo el primer tramo tiene una altura de unos 40 metros.

Caminamos unos 200 metros por el fondo del barranco. El camino es bastante horizontal pero encontraremos alguna corta trepada intermedia que no debe suponernos ningun problema. Atentos que la vegetación se vuelve densa.

Llegamos al segundo resalte, equipado con 4 escalones al principio y con una cadena más adelante. Es bastante más corto, unos 12 metros, y se encuentra justo encima de una poza seca. Paisaje típico de barranco.

Tras casi 100 metros más de pateo entre abundante vegetación llegaremos al tercer tramo. En esta parte el barranco se ha ?abierto? algo en comparación con lo que llevamos recorrido y entrará la luz del sol si hasta ahora no lo ha hecho. Lo que nos encontramos es otra zona equipada con un poco de todo: pared corta y vertical con cable y algunos escalones y una cadena después.

Seguimos caminando mientras el barranco se vuelve a estrechar y la vegetación vuelve a hacer incómodo el avance hasta que llegamos al último tramo, de casi 15 metros de altura: son dos paredes de 5 y 10 metros de altura equipados con escalones que son el final de la vía ferrata del Barranc de la Foig.


LA VUELTA: Llegamos a un claro, zona que coincide con el final de las estrecheces del barranco y deja de haber la vegetación tan densa de antes. Avanzamos y vemos que a nuestra izquierda hay un pedrero con pinta de incómodo a la hora de subirlo: pues hacia allá hay que ir. Enseguida giramos a la izquierda (habremos subido unos 6 metros) y encontramos una maroma de nueva instalación y varias cintas de obra en los árboles para facilitar la orientación. Aún hay que subir un poco más y en una zona algo incómoda encontraremos otra cuerda también nueva. Ya mismo vemos un cartelito verde que coincide, ahora sí, con un camino más evidente que cruza en sentido perpendicular al que nosotros vamos: es el Camí de la Llena. Giramos a la izquierda y tooodo para abajo. Intuimos la bajada que nos espera ya que vemos el coche aparcado. Podemos ver también el barranco que hemos recorrido aunque la ferrata en sí es imposible de ver dado lo profundo de éste y la vegetación que hay.

Al principio de la bajada hay otras tres cuerdas, éstas más viejas, que nos ayudarán a bajar por una zona incómoda ya que suele estar bastante húmeda porque es difícil que toque el sol hasta mediodía. Ojito donde ponemos el pie.

No tenemos más que seguir el camino hacia abajo, a veces zigzagueando, hasta llegar al cartelito que encontramos en la aproximación a la vía, pasando antes por una especie de cabaña en ruinas y por los restos de una tirolina muy rara. El regreso lo habremos completado en 25-30 minutos.

Hay quien desde el final de la vía opta por coger un camino que hay hacia la derecha para bajar por una pista forestal. Existe tal camino pero como nosotros no lo cogimos no puedo dar indicaciones de cómo bajar por allí, aunque no debe tener excesiva complicación y se debe tardar más o menos lo mismo que por donde hemos bajado.

Más información de Ferrata del Barranc de la Foig  
Preguntar en el Foro   Enviar a un amigo